Saltar menú de navegación Teclas de acceso rápido
Policiales POR MAL DESEMPEÑO EN SUS FUNCIONES

Suspendieron a la juez que había dejado a Lucio Dupuy al cuidado de su mamá

Así lo decidió un Jurado de Enjuiciamiento en la provincia de La Pampa. La medida recayó tanto sobre la magistrada Ana Clara Pérez Ballester como sobre la asesora Elisa Alejandra Catán.

Un Jurado de Enjuiciamiento suspendió este martes por presunto "mal desempeño de sus funciones" a la jueza de Familia y a la asesora de Niños, Niñas y Adolescentes que intervinieron en el expediente sobre el cuidado del menor Lucio Dupuy, ya que avalaron darle la tenencia a su madre, quien, junto a su pareja, lo asesinó el 26 de noviembre de 2021 en Santa Rosa, La Pampa, hecho por el que ambas fueron condenadas a prisión perpetua.

La medida, a la que se arribó por unanimidad, recayó sobre la magistrada Ana Clara Pérez Ballester y la asesora, Elisa Alejandra Catán, quienes habían sido denunciadas ante el Jury por el procurador general de La Pampa, Mario Oscar Bongianino.

Según fuentes judiciales, el ministro del Superior Tribunal de Justicia de La Pampa, a cargo de la presidencia del jury, Fabricio Luis Losi; las diputadas María Silvia Larreta (PJ) y María Andrea Valderrama Calvo (UCR); y las abogadas por la matrícula, Silvina María Garro y María Natalia Gaccio, hicieron lugar al escrito acusatorio presentado el 29 septiembre por Bongianino.

La suspensión es transitoria "mientras dure la tramitación del juicio" tanto para Pérez Ballester, a cargo del Juzgado de la Familia, Niñas, Niños y Adolescentes 1 de General Pico; y de Catán, responsable de Asesoría de Niñas, Niños y Adolescentes 2 de esa ciudad pampeana.

La Ley establece que "siempre que se hiciere lugar a la formación de causa, el jurado suspenderá al magistrado o funcionario en el ejercicio de sus funciones", detallaron los voceros.

De acuerdo lo indicado por el Jury, la medida es de "carácter preventivo y no importa prejuzgamiento sobre la conducta" de ambas funcionarias ni "menoscaba la imparcialidad del jurado".

Además, el jurado le dio traslado a las imputadas por el plazo de 10 días hábiles para que presenten sus defensas y procedió a "descontarles el cincuenta por ciento de las remuneraciones".

Bongianino acusó a Pérez Ballester y Catán por "mal desempeño de sus funciones" al considerar que "omitieron obligaciones esenciales en todo procedimiento en el que esté en juego el interés superior" del Lucio al intervenir en el expediente mediante el cual se le otorgó la tenencia del niño a su madre, Magdalena Espósito Valenti, en noviembre de 2020.

Por su parte, la defensa de la magistrada, a cargo del abogado Pablo Rodríguez Salto, sostuvo que "no hay elementos jurídicos que justifiquen" un jury y apoyó la decisión de Pérez Ballester de darle la tenencia a Espósito Valenti, ya que para ese entonces no había antecedentes de violencia de parte de la mujer hacia su hijo, ni del padre del niño, Cristian Dupuy.

Hasta ese momento, el niño estaba bajo la tutela de su tía paterna, quien no se opuso cuando la madre de Lucio pidió la tenencia, adujeron desde la defensa. Por su parte, el padre no se presentó como parte en el expediente, por lo que no fue consultado por las funcionarias judiciales.

La Justicia pudo establecer que a las 17.32 se lo vio a Lucio vivo por última vez y que entre esa hora y las 19.40, cuando ambas imputadas salieron solas del departamento, el niño fue golpeado brutalmente.

A las 21.30, el niño fue llevado al centro asistencial del barrio Río Atuel, anexo al departamento, pero estaba cerrado, por lo que fue asistido por vecinos y finalmente trasladado al Hospital Evita, donde a las 21.45 se constató que ya estaba muerto.

Según determinó el tribunal de juicio al que fueron sometidas la madre y de Lucio y su pareja, ambas participaron de la golpiza mortal al nene, quien recibió puñetazos, patadas y palazos, además de un pisotón en la espalda por parte de Páez (que se pudo determinar por la marca que dejó su zapatilla), el cual le provocó lesiones internas.

De acuerdo con los peritos, la causa de la muerte fue un edema cerebral como consecuencia de politraumatismos.

El pasado 26 de septiembre, el Tribunal de Impugnación Penal (TIP) de Santa Rosa confirmó las condenas a prisión perpetua para Espósito Valenti y Páez por el homicidio de Lucio y le agregó a la primera de ellas, madre de la víctima, el delito de abuso sexual.

JUSTICIA LA PLATA

Comentarios

Te puede interesar

Teclas de acceso